Los docentes de la Universidad Nacional de General Sarmiento, Javier Marenco y Diego Delle Donne, actualizaron el modelo matemático para determinar cuántos puntos necesita cada piloto para clasificar a los playoffs independientemente de lo que consigan sus rivales luego de disputada la competencia en Río Cuarto.
Ortelli, Guillermo: 0 puntos
Castellano, Jonatan: 2.5 puntos
Ugalde, Lionel: 8 puntos
Angelini, Juan Marcos: 20 puntos
Altuna, Mariano: 20 puntos
Lopez, Jose Maria: 21 puntos
Rossi, Matias: 26.5 puntos
Martinez, Omar: 28.5 puntos
Falaschi, Guido: 30.5 puntos
Giallombardo, Mauro: 34.5 puntos
Werner, Mariano: 40.5 puntos
Ponce de Leon, Gabriel: 42.5 puntos
Aventin, Diego: 43 puntos
Pernia, Leonel: 43.5 puntos
Fontana, Norberto: 43.5 puntos
Canapino, Agustin: 50 puntos
De Benedictis, Juan Bautista: 52.5 puntos
Ledesma, Christian: 54 puntos
El único con la clasificación asegurada sigue siendo Ortelli, cuyo peor resultado es quedar octavo (esto sólo puede pasar si suma cero puntos en las próximas dos carreras, y además se da una combinación improbable de resultados). Castellano quedó a un paso y Ugalde, a pesar de haber sumado  solamente 5 puntos este fin de semana, redujo a 8 la cantidad de puntos  necesarios para clasificar sin depender del resto. A partir de Angelini ya  está todo más peleado.
El último piloto que depende de sí mismo es Ledesma, que tiene que ganar los 54 puntos que quedan en juego para clasificar independientemente de lo que hagan sus rivales. Matemáticamente, esto significa que existe un escenario en el que Ledesma suma 53.5 puntos en las próximas dos carreras pero aún así queda en la posición 13. Esto no significa que si Ledesma saca menos de 54 puntos no clasifica, sino que en ese caso depende de las performances de sus
rivales. El primer piloto que no depende de sí mismo es Bonelli, y el primer piloto sin chances de clasificar es Basso, que está en la posición 43 con 12.5 puntos.