Los empleados estatales nucleados en la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) volverán al paro este martes en los organismos de la administración pública bonaerense luego de rechazar la semana pasada una oferta salarial a la que calificaron de “insuficiente”.
Pese a que también rechazaron la propuesta -del 16,6 por ciento en promedio- la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN) y la federación Fegeppba, sólo ATE resolvió por el momento adoptar medidas de fuerza.
El gremio dispuso además avanzar en otro cese de actividades de 48 horas para los días 6 y 7 de marzo si, previamente, no hay una oferta “superadora” por parte del Gobierno. ATE reclama un aumento anual del 39 por ciento o del 30 por ciento si se trata de un acuerdo semestral.
Por su parte, los judiciales nucleados en la AJB y los médicos de Cicop comenzaron a analizar acciones pero hasta el momento no dispusieron medidas de fuerza.
La AJB esperará los resultados de la nueva convocatoria realizada por el Ejecutivo bonaerense para el 1º de marzo con el objetivo de seguir discutiendo la implementación del sistema de porcentualidad salarial que reclama el sector.
Por su parte, los médicos de Cicop -que ya rechazaron la semana pasada una oferta salarial oficial- realizarán asambleas en los 77 hospitales bonaerenses y se reunirán en Congreso provincial el 3 de marzo donde podrían definir acciones gremiales si no llega antes una propuesta salarial mejorada por parte de la Provincia.