Boca ganó el domingo, pero de Chacabuco se vino con algunos interrogantes, sobre todo si los lesionados podrán recuperarse de cara al choque del próximo domingo en Junín. Luciano Ravagnan (durante el primer tiempo) y Adrián Ravichoni (en el complemento) debieron ser reemplazados por sendos esguinces de tobillo izquierdo. Parece que lo de “Titi” es más grave que lo del “Polaco”. Pero no todo termina ahí, porque Pedro Tisera terminó con una contractura en el gemelo izquierdo, y Joaquín Hernández con una hemorragia nasal producto de un choque con Di Tomasso.
*No pudo: El que no pudo jugar ayer fue Diego Martínez, que al no contar con DNI no pudo ser emplanillado. Seguramente en la semana este problema será solucionado de cara al choque ante Newbery de Junín. El lugar del “Misionero” lo ocupó Brian Pérez.