El ingeniero Juan José Cavo, titular de la estación INTA Junín, manifestó que si bien es difícil llegar al récord absoluto del año anterior, se avizoran muy buenos resultados en el partido.
“A nivel país hay buenas perspectivas. Esto se traslada a buena parte de la provincia de Buenos Aires, donde se esperan rendimientos muy buenos. Sobre todo en las zonas trigueras”, dijo Cavo ante diario LA VERDAD.
“En Junín los primeros lotes hacen presagiar rendimientos que van a rondar los 45 quintales de promedio, algunos más otros menos, pero en general podemos hablar de esos números. Hay alguna demora en la cosecha, pero en general la expectativa es alta. Hay cuestiones que tienen que ver también con los mercados, es decir existen condiciones que la están retrasando un poco”, amplió el ingeniero agrónomo.
“Los productores, a pesar de todo, siguen apostando por el trigo. Acá también hay que pensar en las rotaciones y en la sustentabilidad del sistema. Lo mismo pasa con el maíz. Se observa, asimismo, que se están buscando otras alternativas al trigo, por ejemplo se ha hecho recientemente más cebada, más canola, etcétera”, advirtió.

ESTIMACIONES MENSUALES
En tanto, la Guía Estratégica para el Agro (GEA) acaba de lanzar un nuevo informe con estimaciones mensuales a nivel nacional para las campañas de trigo, maíz y soja. En trigo se percibe un escenario más optimista ante las mejores condiciones agroclimáticas que se presentaron en noviembre sobre un área triguera clave como lo es el sudeste bonaerense. En este sentido, las proyecciones se ubican en los 29 quintales como promedio nacional frente a los 28,2 que se habían estimado el mes pasado.
En cuanto a los cultivos de cosecha gruesa, se mantienen las proyecciones de producción. En el caso del maíz en 26 millones de toneladas y la soja en 49,5 millones. Desde GEA recalcaron el adelantamiento de las labores de siembra de soja y las mejores condiciones bajo las cuales está evolucionando el maíz en relación a la misma época pero del año pasado.