En una jornada cívica ejemplar, donde emitieron su voto casi el 80% de los habilitados, el candidato de Encuentro por Rojas se impuso en las elecciones primarias por una diferencia de 1600 votos sobre  la candidata oficialista María Virginia Aloé, que terminó en segundo lugar. Tercero se ubicó Claudio Rossi, quien en la lucha interna de la Unión Cívica Radical, aventajó a su rival Carlos Véliz por un margen de 600 votos, ganándose el derecho a representar a su partido en las elecciones de Octubre.
Ramón Castro llegó casi a los 800 votos, mientras de David Mongay consiguió 550. Rubén Scorza apenas pudo superar los 100 sufragios, lo que lo deja fuera de la conversación para las elecciones definitivas.
Lo notable es que si se suman los votos de los candidatos del radicalismo superarían a Aloé, lo que abre un panorama espectante para el mes de Octubre.
CASO MANDO DESDE EL VAMOS
El escrutinio fue lento debido al corte de boletas y a la mayor cantidad de votantes por mesa respecto a años anteriores pero conocido los primeros resultados ya se notó una clara tendencia a favor de Caso, que en ningún momento vio peligrar su liderazgo, aumentando la diferencia a medida que se conocían nuevas mesas, ya que se impuso en –practicamente- todas las mesas de la ciudad.
Aloé ganó en Rafael Obligado por 50 votos mientras que Rossi fue “dueño” de Carabelas al imponerse en todas las mesas. Lo del candidato radical fue notable en la zona rural donde logró importante cantidad de votos.
UNA DIFERENCIA DIFICIL DE REVERTIR
La diferencia conseguida por Martín Caso lo catapulta como el gran candidato a ganar la intendencia en Octubre. Sus rivales tendrá que revertir una diferencia de 1.300 votos (si sumamos lo conseguido por los candidatos radicales) y 1.600 en el caso de Virginia Aloé