CasamiquelaEl ministro argentino de Agricultura, Carlos Casamiquela, negó que el gobierno esté trabajando en algún anuncio referido a rebaja de la alícuota de las retenciones a las exportaciones de trigo.
«No está en discusión el tema de las retenciones desde el punto de vista del gobierno», aseveró Casamiquela durante una conferencia de prensa tras la presentación en esta capital de la feria Inta Expone NEA, que se desarrollará en Posadas del 27 al 29 de junio.
El ministro salió al cruce de versiones que indicaban que el Ministerio de Economía estaría preparando un anuncio sobre rebaja de la alícuota del 23% que se aplica a cada tonelada que se vende al exterior. También fue una respuesta para los ministros de Producción de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba quienes elevaron un pedido en el mismo sentido.
En cambio, Casamiquela apuntó -sin especificar- que «sí están en análisis algunas otras cuestiones complementarias que induzcan a aumentar el proceso de siembra de trigo».

SUPERFICIE
Mientras tanto, el ministro confió en que la superficie destinada al trigo en el ciclo 2014/15 podría crecer más de 15%.
«Creo que la expectativa de aumento de la superficie ya fue planteado por la actividad privada y los organismos vinculados a ella, como las bolsas de cereales, que están hablando de un aumento de entre 13% y 15%. Nosotros confiamos en que va a ser mayor», afirmó.
Casamiquela apuntó que «hay cuestiones que los productores reconocen como virtudes del trigo, como generador de fuente de financiamiento, hacer rotación de cultivo, con lo cual seguramente van a reaccionar frente a eso».
La Bolsa de Cereales de Buenos Aires proyectó un crecimiento del 13% en la superficie sembrada de trigo, con lo que el total de hectáreas con este cultivo ascendería a 4.100.000.
En 2013 la superficie sembrada alcanzó los 3,62 millones de hectáreas, una de las más bajas en 100 años. De hecho, las 4,1 mill/has proyectadas están 11,7 % por debajo del promedio de los últimos diez años que fue de 4.645.000 hectáreas.

«ASPIRAMOS A QUE AUMENTE LA SUPERFICIE DEL TRIGO»
Casamiquela desestimó que actualmente sea «oportuno pensar en revivir la Junta Nacional de Granos» para regular la compraventa granaria, pese a que explicó que continúa «el debate» sobre «cuál es el rol y la capacidad del Estado para intervenir y regular», por caso, en el mercado agrícola. Estos conceptos fueron confiados por el funcionario en un contacto que mantuvo con varios medios de prensa, entre los que se encontraba DyN, tras participar de un encuentro con dirigentes de economías regionales en el Palacio San Miguel, de esta capital.
Allí, tras ser consultado por esta agencia sobre las posibilidades que tiene la Nación de estimular la futura siembra triguera, Casamiquela confió: «nosotros (desde el ámbito gubernamental) aspiramos a que aumente claramente la superficie de trigo en el país» durante la próxima campaña, cuya siembra se iniciaría desde fines de mayo. Sin ofrecer detalles respecto a las condiciones técnicas que podrían emplearse para alcanzar tal objetivo, el ministro de Agricultura manifestó que esto se buscará «a través de varias cuestiones que se van a discutir; que se están discutiendo», comentó.
Respecto a las consideraciones que pueden hacerse respecto de la próxima campaña triguera, Casamiquela consideró que «en nuestro país lo que falta (para que comiencen los trabajos de siembra) es casi un mundo: falta mucho para eso». Asimismo, reconoció que «ya vamos a ir avanzado» con posibles iniciativas que permitan estimular la siembra, e indicó que desde el Ministerio de Agricultura «aspiramos a que aumente claramente la superficie de trigo en el país».
Es por ello, el titular de la cartera agrícola afirmó que su promoción podrían gestarse «a través de varias cuestiones, que se van a discutir: que se están discutiendo», aseguró. Hace quince días, el ministro de Asuntos Agrarios bonaerense, Alejandro Rodríguez, hizo público su pedido para que se evalúe la posibilidad de recortar las retenciones trigueras (que actualmente se ubican en el 23 por ciento) para estimular la futura siembra.
También en las últimas horas, el ministro de la Producción de Córdoba, Julián María López, aseguró que esta medida permitiría «recuperar volúmenes y mercados internacionales». En el marco de consideraciones realizadas por Casamiquela ante referentes de varias economías regionales y sobre cuestiones vinculadas a la rentabilidad que ofrece el campo, este refirió que «no hay que solo producir, hay que producir ordenadamente, sino el impacto de la producción se diluye».