Los trabajadores estatales nucleados en ATE paran y marchan hacia la gobernación bonaerense en reclamo de aumentos salariales y la recategorización de personal. Desde el gobierno, en tanto, volvieron a negar la posibilidad de reabrir las paritarias en lo que queda del año.
El Consejo Directivo Provincial de ATE resolvió convocar un paro y movilización a la Casa de Gobierno bonaerense, denunciando una “actitud dilatoria y carente de respuestas del Ejecutivo en el marco de las negociaciones paritarias que se vienen desarrollando”. El secretario general electo, Oscar de Isasi, indicó que la medida contempla un cese de actividades en todas las dependencias de la provincia y en una marcha, prevista para las 13.30, desde Plaza Italia hacia la Gobernación bonaerense, en La Plata.
En tanto, desde el Gobierno bonaerense insistieron en que se convocará a los estatales a una nueva paritaria, pero que en la misma “no se discutirán aumentos salariales”.