El secretario adjunto de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), Juan Belén, calificó este miércoles de «sinvergüenzas y locos» a los empresarios del sector que se niegan a otorgar un aumento salarial del 22 por ciento, como reclama ese sindicato.
El gremialista ratificó el paro nacional que la UOM realizará mañana, ante el estancamiento de las negociaciones con las cámaras empresarias. «Después de casi 45 días de negociaciones, no hemos podido llegar a un acuerdo. Nosotros no pedimos nada del otro mundo: 15 por ciento retroactivo a abril, 7 por ciento en agosto y la incorporación a los básicos de los 300 pesos no remunerativos que se abonaron en enero, febrero y marzo», sostuvo Belén,según publica l agencia N/A.
El sindicalista aclaró que la pretensión de la UOM «es lo mínimo que estamos dispuestos a aceptar. Pero parece que los empresarios están locos». Por ese motivo, señaló que el paro de mañana «no es contra el Gobierno, al que nosotros apoyamos.
El paro es contra los empresarios, que deberían invertir, mejorar su competitividad y dejar de ser unos sinvergüenzas».