Para el intendente Alessandro la decisión fue «desacertada».

El discurso presentado por escrito por el intendente de Salto, Ricardo Alessandro, en la apertura de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante dejó mucha tela para cortar. Uno de los temas que hizo mención generando mucho ruido fue la situación que se vive en Salto por el traslado de las oficinas de PAMI al local donde funcionaba el bunker político de La Libertad Avanza detalló Nucleo.

Al respecto, el intendente Alessandro dijo le parece “desacertado” que la nueva ubicación de la oficina sea donde hasta hace pocas horas funcionaba un local partidario del oficialismo a nivel nacional. «He escuchado las explicaciones que presentan a este hecho como una situación de emergencia y temporal», dijo.

El jefe comunal de Salto remarcó que “las autoridades nacionales podrían haber gestionado la situación de otra forma, para evitar dudas que puedan empañar la prestación de un servicio tan elemental”.

Además, resaltó que “los jubilados y pensionados son uno de los sectores sociales más golpeados por la licuadora de ingresos que acciona el gobierno nacional”. “También se encuentran afectados por inconvenientes con la cobertura de medicamentos y prestaciones médicas, a riesgo de ser reiterativo nuevamente traigo esta situación al presente mensaje para recordar que los adultos mayores merecen todo nuestro respeto y acompañamiento en estas horas de dolor”, sintetizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *