El intendente municipal de Carmen de Areco, Marcelo Skansi,  tiene 44 años y deslizó “la gente puede confirmar, que en el caso nuestro, por ejemplo, hemos tenido el apoyo total del gobierno de la Nación y de la Provincia. Sé que hay intendentes más jóvenes pero por ahí porque uno entró más tarde a la política. Yo recién a los 30 años comencé a transitar los caminos de los comités, pero he tenido buena suerte con la gente, una buena conexión con el electorado que nos llevó a poder gobernar estos últimos tres años y medios”.
¿Podrías contarle a la gente de Rojas qué es el vecinalismo y qué análisis hacés del mismo?
El vecinalismo es una tendencia muy interesante. Yo soy abogado y cuando nos tocó estudiar el municipalismo ya me apasionó, si bien aún no pensaba en hacer política. Me pareció una muy buena herramienta, que cada vez los municipios tengan mayor autonomía y decisiones propias, como un objetivo a largo plazo, que debería proponerse el argentino y nuestra provincia de Buenos Aires y se va ganado en ese aspecto, primero por decisiones políticas y también por decisiones de la propia gente, que apuesta en cada comuna, cuando hay una propuesta clara del vecinalismo. La verdad es que nos ha ido bien, por supuesto que hay temores previos a la elección, pero después la gente puede confirmar, que en el caso nuestro, por ejemplo, hemos tenido el apoyo total del gobierno de la Nación y de la Provincia.
“En realidad ese es el cuco, porque cuando yo me presentaba como candidato en el 2007 me difamaban desde la oposición con que Carmen de Areco iba a quedar aislado, pero claramente depende del intendente de turno. Si se mueve, gestiona, si tiene la humildad de poder relacionarse bien con los distintos dirigentes nacionales y provinciales no tiene problemas, porque la dirigencia actual de la nación y de la provincia no tienen una visión sesgada de la realidad y por lo tanto apoyan a los gobiernos locales, en este caso al vecinalismo.
“A nosotros nos han abierto las puertas y hemos tenido buena respuesta en casi todos los temas que hemos presentado, por supuesto que en una gestión de cuatro años no se pueden concretar todos los sueños que uno tiene, pero también es cierto que hemos concretado sueños que ni pensábamos concretar tan rápido y que incluso no los teníamos en los proyectos de los primeros cuatro años y sin embargo se dieron.
“La gente tiene que entender que uno va gestionando por distintas puertas distintos proyectos, unos salen más rápido que otros, pero si se es insistente y la provincia y la nación, como en este caso, están fuertes, porque estamos en un período bueno, de a poquito las cosas se van concretando.
Cuando asumís en el 2007 como intendente vecinalista de Carmen de Areco, uno de los proyectos era el parque industrial ¿Cómo arranca esa idea y como la trabajaban en aquella campaña electoral? ¿Cómo está hoy ese proyecto finalizando cuatro años de mandato?
“A mí me apasiona esto de lograr que mi ciudad se convierta de ser agrícola ganadera, en una ciudad que pueda trabajar y elaborar sus productos originarios. Este fue uno de los ejes de nuestra campaña, ya que veíamos con tristeza que durante los últimos años no se había gestionado este parque industrial.
“Cuando asumí en el año 2007, transitamos una lucha importante porque el Concejo Deliberante nos puso todo el tiempo palos en las ruedas, pero pudimos empezar la concreción de este parque industrial de 29 hectáreas y estamos hablando de una gestión de tres años y medios, pero fuimos comprando las tierras de a poco, porque no teníamos todo el dinero.
“Hoy se está construyendo un molino harinero, que ya está a punto de abrir, tenemos una fábrica de cemento que ya está abierta, trabajando a pleno y que está colaborando con el asfaltado de la Ruta Nacional 7; tenemos una metalúrgica; una fábrica que hace al tratamiento de semillas; otra fábrica química. Es decir, en poco tiempo hicimos el parque industrial, lo dotamos de asfalto para su acceso, de iluminación, se consiguió el anillado eléctrico que se está instalando, que es una obra de 12 millones de pesos. Todo esto lo conseguimos con gestión porque no solamente puso la plata la municipalidad, sino que hubo aportes de la provincia de Buenos Aires, más específicamente de Daniel Scioli y del gobierno nacional.