Postergada la sesión de ésta semana, la Cámara de Diputados bonaerense trataría finalmente la semana próxima el proyecto de ley, enviado por el gobernador Daniel Scioli, que limita las excarcelaciones de aquellas personas que portan armas de fuego ilegalmente. La iniciativa oficial también impide excarcelar a los delincuentes que tengan antecedentes por comisión de delitos con armas, o estén gozando ya de una excarcelación anterior.
El nudo del tratamiento de la propuesta radica en que durante la reunión de la Comisión de Seguridad de la Cámara Baja quedaron en claro las disidencias internas que el proyecto genera en el bloque oficialista y el fuerte rechazo de parte del kirchnerismo, pero pese a ello obtuvo despacho favorable. Al respecto, el legislador pergaminense Jorge Solmi, anticipó que “tenemos expectativas que el proyecto sea tratado en la sesión a realizarse la semana próxima”.
Según destacó el presidente del bloque Proyecto Bonaerense, el gobernador promovió una iniciativa “que me parece incuestionable” porque “quienes porten armas que no hayan declarado y opongan resistencia al control de la Policía o de cualquier fuerza de seguridad o bien posean antecedentes penales relacionados a una tenencia ilegal o a delitos perpetrados con armas, no pueden seguir en la calle como si nada pasara”, yo estoy de lado de la gente, puntualizo.

El proyecto
La norma propuesta tiene como principal objetivo que quien porta armas de fuego de manera ilegal y no se somete al control de la policía u otras autoridades no sea excarcelado, y que mientras dure el proceso en su contra permanezca detenido. Además, refuerza la obligación de jueces de controlar si quien es sorprendido con un arma de fuego ilegal registra antecedentes penales y en ese caso, no podrá ser excarcelado, y tampoco si el presunto delincuente estuviera portando armas de cualquier calibre y ya gozando de una excarcelación.
Jorge Solmi planteó la “necesidad urgente y prioritaria de defender a la gente de los delincuentes” porque “una de las principales preocupaciones de la ciudadanía misma es la seguridad”.
El legislador resaltó a los municipios que “invierten recursos en cámaras de seguridad, móviles para patrullar, personal y pago de efectivos policiales adicionales” porque “es primordial afianzar la idea de la Policía Municipal o Comunal con el amparo jurídico que corresponde y como instrumento de respuesta más eficiente a la demanda de los ciudadanos.
“La seguridad corresponde al Gobierno de la Provincia, es cierto, pero el aporte de los municipios para dar pelea a esta problemática resulta muchas veces vital”, consideró Jorge Solmi.
Por último, el diputado señaló que “pretendemos que los bonaerenses, nuestros vecinos, vivan en paz, tranquilos y anden por la calle sin riesgos y eso no tiene ideología, no es de izquierda ni de derecha, es simplemente de ciudadanía”.